900 804 194

Hilo dental, ¿Es bueno o malo para la salud de tus dientes?

 en Consejos Dentales, Salud

Cuidar correctamente los dientes es de suma importancia para mantener una dentadura sana y en buen estado, pero el cuidado de los dientes va más allá de cepillarse con pasta de dientes y cepillo dental.

Hay otros aspectos a tener en cuenta en el cuidado de la dentadura para mantener una buena higiene dental.

Si bien es cierto que cepillarse los dientes regularmente es indispensable para su limpieza, también es cierto que no basta con cepillarlos. Para eliminar el mayor número de bacterias posibles y mantener la dentadura sana es necesario complementar el cepillado con otras acciones:

  • Usar enjuague bucal es una de las medidas que mejora la limpieza y el cuidado dental, ya que con él se eliminan las bacterias que se pueden acumular en lugares de la boca a donde no normalmente llega el cepillo de dientes.
  • Realizar al menos una vez al año una limpieza dental con un especialista, para eliminar el sarro que se va acumulando sobre la dentadura.
  • Utilizar el hilo dental cada día, para eliminar los restos de comida acumulados entre las piezas dentales.

¿Qué es el hilo dental?

El hilo dental, también conocido como la seda dental, es un hilo encerado muy suave que puede aplicarse sobre la dentadura sin riesgo de dañar el esmalte dental (aunque hay que utilizarlo con precaución y una técnica adecuada para evitar dañar las encías).

El hilo dental tiene un papel clave dentro de la limpieza de la dentadura, ya que gracias a su forma, es el ideal para limpiar residuos de comida entre los dientes y a la vez, poder eliminar bacterias y hongos que se acumulan entre las piezas, en lugares a los que no se puede acceder con el cepillo de dientes.

Es muy común que a la hora de comer lleguen a quedar restos de comida incrustados entre los dientes. Estos trozos en descomposición pueden llegar a generar bacterias, hongos y placa bacteriana. Una vez pasadas 24 horas esa placa dental comienza a calcificarse.

La importancia de usar hilo dental.

La pasta dental y el cepillo dental son insuficientes para lograr una limpieza adecuada en nuestros dientes todos los días. Por ello es indispensable que nos ayudemos de productos de limpieza como el enjuague y el hilo dental, que complementan al cepillado y desempeñan un panel específico dentro de la limpieza dental.

Según señalan las asociaciones de odontólogos, la pieza clave para mejorar los hábitos de limpieza dental, es conseguir una mayor difusión del uso de hilo dental. La recomendación de los dentistas es utilizar el hilo dental al menos una vez al día para retirar los restos de comida, ya que si estos restos permanecen demasiado tiempo en la boca terminarán generando placa bacteriana, que a la larga puede provocar daños más graves en la salud dental, como caries o enfermedad periodontal.

La placa es una película pegajosa que aparece sobre la superficie de las piezas dentales (sobre todo en la línea de unión entre los dientes y las encías) y que se genera a partir de los restos de comida y de las bacterias ocasionadas por estos. Normalmente empieza a generarse una vez pasadas 4 horas tras el último cepillado.

Además de retirar los restos de comida, el hilo dental también permite retirar la placa bacteriana que ya se ha ido generando y acumulando sobre los dientes, evitando que llegue a convertirse en sarro (placa dental calcificada mucho más dura y que solo podrá eliminar tu dentista durante una limpieza dental profesional).

Por tanto, una buena limpieza con el hilo dental ayuda prevenir afecciones dentales como las caries y ciertas enfermedades que pueden afectar a la salud de las encías.

Artículos Recientes